Plantas crasas

Origen y Características
Tipos de plantas crasas
Cuidados de las plantas crasas
Reproducción de las plantas crasas


Cactus crasas origen y características

Origen y características de las plantas crasas.–

Las crasas —también conocidas como “suculentas”— son plantas originarias de climas con temperaturas extremas, como el desierto; esto hace que sean plantas duras, capaces de soportar climas y condiciones muy adversos.

.

Las suculentas tienen las hojas, el tallo y la raíz gruesos —de ahí su nombre “crasas”—; todos ellos les permiten almacenar una reserva de agua. Muchas suculentas realizan la fotosíntesis a través de la superficie del propio tallo en vez de a través de sus hojas.

.

El cactus es realmente un tipo de suculenta. En algunas variedades, su cuerpo redondo le ayuda a acumular el agua y minimizar la evaporación; en otras variedades, sus hojas se han convertido en espinas que les protegen de herbívoros y además les ayudan a captar y retener el agua del rocío por condensación.

Tipos de plantas crasas.–

Fueron muchas las especies que desarrollaron la maravillosa capacidad de acumular agua, convirtiéndose en crasas por pura supervivencia como adaptación a su entorno, de modo que podemos encontrar muchísimas variedades dentro de este tipo de plantas.

.

Las plantas crasas se agrupan en familias, siendo las más conocidas: cactáceas, crasuláceas, euforbiáceas y aizoáceas.

.

Cada una de estas familias reúne más de mil especies. Para distinguir un poco cada concepto remito directamente a la RAE, que sin duda da una definición mucho más completa de la que podría dar yo:

.

Cactáceas (Cactaceae). Del grupo de las angiospermas dicotiledóneas; sin hojas, sus tallos son carnosos casi esféricos, prismáticos o divididos en paletas que semejan grandes hojas. Son originarias de América, p. ej., la chumbera y el cactus.

.

Crasuláceas (Crassulaceae). Del grupo de las angiospermas dicotiledóneas, con hojas carnosas sin estípulas, flores en cima y por frutos folículos dehiscentes con semillas de albumen carnoso; p. ej., el ombligo de Venus o la uva de gato.

.

Euforbiáceas (Euphorbiaceae). Del grupo de las angiospermas dicotiledóneas, que suele tener abundante látex, con frecuencia venenoso, flores unisexuales y frutos secos dehiscentes, y que puede ser hierba, arbusto o árbol; p. ej., la lechetrezna y el ricino.

.

Aizoáceas (Aizoaceae). Del grupo de las angiospermas dicotiledóneas, herbácea o algo leñosa, con hojas alternas u opuestas, flores axilares o terminales de colores vivos, y fruto en cápsula con pericarpio carnoso; p. ej., el algazul.

Cuidados de las plantas crasas.–

A pesar de ser unas plantas muy resistentes y requerir muy poco mantenimiento, debemos cuidar algunos detalles básicos para no estropearlas, poniendo atención a cuatro puntos básicos:

  • Sustrato
  • Riego
  • Iluminación
  • Ubicación.

.

Puede consultar más información sobre estos puntos en la entrada Plantas crasas: Cuidados básicos.

Reproducción de las plantas crasas.–

.

Para aquellos interesados en reproducir sus ejemplares de crasas, recomiendo leer las entradas sobre reproducción:

.

Plantas crasas: Reproducción (Parte I)

Plantas crasas: Reproducción (Parte II)

.

En estas entradas hablamos sobre la reproducción por semillas, por esquejes de hojas, por esqueje de tallo, por hijuelos, por división de mata y por injerto, además de ver el paso a paso de varios tipos de reproducción.